27 Letr@s


Cortafuegos

Con esta obra de Henning Mankell se me agota la saga del inspector Kurt Wallander, ya no me quedan más libros del gran policía sueco por leer -salvo La pirámide, que transcurre cronológicamente antes que su primer libro-, precisamente en este 2010 Mankell publicó en español la última aventura de Wallander –El hombre inquieto– y lo retiró de las fuerzas policiacas, así que disfrutaré esta novela que he empezado a leer en esta noche fresca de Tijuana, expectante por la posible violencia que se desate a raíz de la detención de más de 60 agentes de diversas corporaciones por parte del ejército mexicano y por la muerte de un capo de alto rango en la ciudad de Guadalajara que respondía al nombre de Ignacio Coronel.

No tengo idea que leeré después de haber terminado con la obra de Henning Mankell, la trama sueca está muy bien lograda y celebro haber leído la trilogía de Stieg Larsson antes de haber descubierto a este autor, no le hubiera leído con la frescura que lo hice y me permitió disfrutar enormemente las peripecias de Lisbeth Salander y Mikael Blomkvist, personajes principales de los libros de Larsson.

Sobra decir que son de lectura obligada ambos autores.

Anuncios


Pisando los talones

Anoche empecé una novela más de Henning Mankell, se titula ‘Pisando los talones’ y de nueva cuenta pertenece a la saga Wallander.

Me ha resultado adictivo desde el año pasado haber ido leyendo una a una las novelas de este gran escritor sueco, el género de novela negra es fascinante, sobre todo con un inspector como Kurt Wallander que se encuentra a años luz de ética de lo que sería un policía similar en México y Latinoamérica, acá es imposible, ni en ficción podríamos imaginarnos a un miembro de la PGR que fuera igual de decente.

La novela es fascinante, ya leí las primeras 100 páginas, algo así como el 25% de la obra y me ha resultado muy placentero.

Por enésima ocasión recomiendo ampliamente una obra de Mankell.



El hombre inquieto

No, no les voy a hablar de mi en esta ocasión, o tal vez solo un poco. Ese es el nombre del último libro de Henning Mankell y amenaza el autor con dejarlo como el último libro de la serie Wallander, y honestamente no deseo que suceda así.

Los últimos dos meses y medio me metí de lleno a la saga policiaca de Mankell, me hice fan del inspector Kurt Wallander y la Suecia descrita en los 7 libros leídos de este autor me encantó, algún día tendré que visitar Ystad y otras varias ciudades suecas, a manera de tributo a Mankell y su obra, pero sobre todo a respirar el frío aire de esa Suecia que se termina añorando en sus escritos.

Me gustaría ser la mitad de ordenado que el inspector Wallander y quisiera tener al menos una cuarta parte de su capacidad de auto disciplina, a estas alturas de mi vida y con más de la mitad del tanque de combustible quemado es algo que no puedo dejar ya de lado.

Empecé leyendo a un inspector de policía que no disponía de un celular en 1991, año en el que transcurre la primera novela, la saga continuó por los 90´s y pasó al nuevo siglo, y con este llegaron los adelantos tecnológicos que sin los cuales hoy en día nos sería imposible imaginar una vida normal: El celular y la pc.

En lo personal utilizo dos celulares a diario, uno es un smartphone que requiero para estar en línea por donde ande, es una Blackberry con servicio de Nextel y telefonía celular, el otro es un simple teléfono celular LG, que me sirve únicamente para hacer y recibir llamadas, sobre todo a los números que tengo y donde me tienen en planes gratuitos, por el primer teléfono la empresa paga 800 pesos al mes por radio e internet, y unos cuantos pesos más por algunas llamadas que realizo, por el segundo teléfono que es personal pago solo 200 pesos, el plan más económico en Telcel. Respecto a las pc´s, utilizo dos, la que llevo al negocio y es una laptop HP reciente y sobre mi escritorio en casa reina una iMac de 24″, ha cumplido dos años ya, pero es más eficiente que muchas que se operan con sistema de Microsoft. Me sería prácticamente imposible desempeñar mi trabajo sin la Blackberry y sin una pc, supongo que para un buen inspector de policía hoy en día debe ser similar.

Ayer terminé “El Cerebro de Kennedy”, una de las novelas de Mankell que no son sobre el inspector Wallander, pero es que me ha costado trabajo encontrar en Tijuana la serie completa, me faltan 3 de los 9 tomos de la saga, he tenido que leer también “El retorno del profesor de baile” mientras me hago de las demás novelas de la serie, pero han sido muy buenos libros, se los recomiendo ampliamente, y dado que no encontré uno de los que me faltan me decidí hoy en la tarde, allí en Gandhi por este último de Wallander, pero que esperemos como dije al principio que no sea el del cierre de la saga. “El hombre inquieto” me costó $299 pesos, más o menos $15 euros o $23 dólares estadounidenses, no es barato, pero aún está en el precio que me puedo permitir por unas noches de esparcimiento en casa.

Tijuana, en una noche de invierno que parece de primavera. 8 y 37pm

Actualización: Enero 16 del 2010.

Mankell nos ha mostrado en esta novela a un Wallander con mayor juicio, como una persona con elevada capacidad de análisis y razonamiento, como se aprende con la literatura, independientemente que sea ficción, vaya me atrevo a señalar que este género de la literatura nos ayuda tanto como las obras de no ficción.



La Quinta Mujer
23 diciembre 2009, 5:55 PM
Filed under: Cultura, Diversión, Lectura | Etiquetas: , , , , , , , ,

Me tuve que saltar el volumen 5 de la serie Wallander pues no hubo en toda Tijuana el libro 5, llamado La Falsa Pista.

Me he encariñado con la saga, Henning Mankell es un gran escritor de novela negra y estos suecos si que saben transportarte con sus personajes a su frío país, que con tazas de café ahuyentan las inclemencias del tiempo.

Por la noche empezaré a leer La Quinta Mujer, ya tengo el café que prepararé esta noche, hemos tenido un buen día en mi región, así que me merezco el placer de quedarme leyendo hasta las 2 de la mañana.

Mañana es noche buena, muy especial por haber sido un año duro, dicen que lo que no te mata te fortalece, así pasará a la historia el 2009, estoy llegando entero al cierre de año y eso es lo más importante, entero y con un año que vale por 5 en cuanto a sus enseñanzas.

Saludos desde Tijuana



El Hombre Sonriente

Esta noche empecé la 4ta novela de Henning Mankell, “El hombre Sonriente”, el inspector Kurt Wallander sigue siendo el protagonista principal.

Me he acostumbrado a la saga enmarcada entre 1991 y 1993, este nuevo relato transcurre en el ya lejano 1994. Me encuentro a miles de páginas de las noches de octubre pasado, en las que disfruté de Stieg Larsson, me lo imagino también a él disfrutando en su momento las tropelías de Wallander y a su vez gestando en su cabeza lo que sería su obra máxima y que terminó siendo póstuma.

Pasé cerca de 30 años tratando de ignorar las novelas, prefería las obras de “no ficción”, sabía inconscientemente de que una vez abierta la puerta de la literatura de ficción no iba a dar marcha atrás, es demasiado el placer nocturno de sentarme en el sillón y después en la cama leyendo, acompañado de una buena taza de café, a veces varias, y el reclamo de: ¿A que horas vas a apagar la luz? y después ¡Ya cierra la ventana, nos vas a congelar!

La novela en cuestión me costó $159 pesos, poco más de $12 USD, pero es un placer que termina siendo barato, de nueva cuenta llamé a la librería Gandhi y me lo tuvieron listo, por la tarde mi esposa me hizo el favor de recogerlo, tan solo dar la clave del apartado físico, pagar la cuenta y listo.



La Leona Blanca
4 diciembre 2009, 2:27 PM
Filed under: Cultura, Lectura | Etiquetas: , , , , , , , ,

Anoche terminé de leer Los Perros de Riga, la segunda novela de  la saga Kurt Wallander del escritor Henning Mankell, me agradó más que Asesinos sin Rostro.

Debe ser porque me he terminado de adaptar a la lectura de un inspector sueco, que no tiene celular, recordemos que la historia es de 1991, en esas fechas no se generalizaban los teléfonos móviles, tampoco se utiliza el email y para comunicarse lo hace por línea de teléfono normal, faxes y cartas, redacta sus informes de la delegación de policía en una vieja máquina de escribir y ni en sueños se le ocurriría leer el periódico en la PC, lo sigue comprando en el puesto de revistas en Ystad, así como tampoco nunca en su vida a utilizado un GPS para orientarse en lugares desconocidos, otro Wallander sería con el acceso a la tecnología que disponemos hoy en día, pero me identifico con él por su manera de tomar café, debe tener las tripas más negras que la crisis que estamos sorteando.

A mi hora de comer, salí un momento y aproveché para comprar en la librería Gandhi aquí en Tijuana, la tercera novela de Mankell, se titula La Leona Blanca, es un tomo más grueso, tiene 648 páginas y me costó $199 pesos (aprox. $15.31 USD), así que la lectura de hoy en la noche y el fin de semana está asegurada, pienso disfrutar del frío y unas cuantas tazas de café de Veracruz leyendo a Wallander, y como transcurre su vida por los rincones del sur de Suecia.



Los perros de Riga
25 noviembre 2009, 3:17 PM
Filed under: Cultura, Lectura | Etiquetas: , , , , , , , , , ,

Esta tarde me mandaron de la Librería El Día, aquí en Tijuana la segunda entrega de la célebre serie de Kurt Wallander, del escritor sueco Henning Mankell.

El libro me costo $120 pesos, que convertidos a dólar americano son aproximadamente $9.23, por lo que este sigue siendo muy buen precio para una obra impresa.

Considerando este segundo libro, aún me quedarán 8 de esta saga, así que hay lectura para varias semanas…

Los mantendré al tanto de la historia de Los Perros de Riga…